domingo, 22 de febrero de 2009

Dejarse deshacer

Sí, a cada sorbo de vida
le faltas tú sin recuerdos hacedores.

Tus cuerdas de imperfecciones
enredadas en ansiosas manos quietas
paz y añoranza de poco
me desvivo sin tí.

Cuesta ponerle nombre a matices
de solo sol constante
puede que desazón
involuntaria sin melancolía.

De muchos años de pasos
sin nada afuera
viejo, sí, viejo que muere
sin consumir a un niño gigante
que solo sabe vivir
en redes que el mismo teje
y nadie, nadie, nadie desteje.

Entonces queda dejarse deshacer
sin hacer nada
ya lo hiciste todo y más.

Llamarte, insistente y sin perdón
por la dulce cantinela del aire cariñoso
que no dice nada cada vez con los ojos más pequeños
y más verdes también.

Luz de lo más simple cuando me encuentren
un viejo niño sabio y tonto en otro mundo.

Desarmado y llorando como se hace mientras sonríes
volando por que vine y me iré ave
al alcance de pocas.

Tienes un agujero muy grande dónde esconderme,
sí, para siempre.

Necesito lo que eres y viniste
a mi para mí, sí, te necesito.

A veces no puedo escribir de dolor.

22 de febrero de 2009

4 comentarios:

Mina dijo...

A veces no se puede escribir de dolor... el sentimiento surge por si solo como tus letras lo hacen, detienen el tiempo y añoran...
Me llevo el sentimiento de tus letras.
Besos

Trovador errante dijo...

Besos Mina

Adrisol dijo...

hola querido amigo!!!

éste es uno de esos momentos que me arrepiento de no ser materialista, de no ahorrar dinero para mí,de no tener un pasaje de avión y volar para darte un gran abrazo fraterno y ofrecerte mi hombro!!!!!!!!!!!!!!
Ésta es mi realidad....pero..probemos.....
allá voy, volando sin alas y te acompaño para que escribas sin dolor!!!!!!!!!

un abrazo con el corazón en la mano.......

Trovador errante dijo...

Adri preciosa, me llega tu abrazo y tu amistad. Un besito.